La fibra en los alimentos


¿POR QUÉ ES IMPORTANTE CONSUMIR FIBRA?

Cuando ingerimos un alimento vegetal (por ejemplo, espinaca o piña), parte de su estructura no puede ser digerida por el aparato digestivo humano, ya que no poseemos las sustancias (enzimas) capaces de desdoblarlo en partes más simples para ser absorbidas en la pared intestinal.

Esta fibra que queda inalterable en el aparato digestivo se denomina fibra insoluble, también conocida como “porción indigerible” o “FIBRA CRUDA”.

La fibra SOLUBLE (como la Pectina), por su parte, se encuentra en frutas y verduras, en especial las manzanas, naranjas y zanahorias; así como en el salvado de trigo, avena y frijoles. Ésta forma parte de lo que llamamos la “carne” de la fruta, la cual se desdobla y es absorbida como minerales y vitaminas. La fibra soluble tiene marcada acción en la disminución de los niveles de colesterol en la sangre y por ende contribuye a la prevención de enfermedades cardiovasculares.

Entre las principales características y propiedades de la fibra INSOLUBLE encontramos que:
Ayuda a formar el cuerpo del vegetal, ya que es un componente estructural de hojas, tallos, la cubierta externa de semillas, frutos, etc.
Se encuentra en gran proporción en las capas de salvado de cereales: trigo, cebada, centeno, arroz integral.
Estimula la masticación y la producción de saliva y jugo gástrico.
Permanece inalterable en el tubo digestivo, por lo que produce sensación de saciedad o llenura, aumentan el bolo fecal y mejoran el tránsito intestinal.
Tiene la capacidad de “chupar” agua y forma gelatinas y, por la acción de las bacterias intestinales, permite la fermentación para la síntesis de determinadas vitaminas.
Se ha comprobado su acción preventiva en enfermedades como: el cáncer de colon, el estreñimiento y la diverticulitis.

El National Cancer Institute (EO) indica que se debe consumir FIBRA soluble con insoluble en una proporción de 3 a 1.

El efecto de cocinar los vegetales y las frutas, no marca mayor diferencia sobre la fibra.

En general, las frutas y verduras, además de la FIBRA, también aportan vitaminas A y C (antioxidantes) indispensables para una buena salud.

No caiga en la tentación de rebajar de peso disminuyendo la ingesta de verduras, cereales y frutas, ello sólo lo predispondría a serias enfermedades.

Entradas similares